Instrumentos musicales con mucho ritmo - Gemser Libros Personalizados

A la familia Gemser le encanta la música, especialmente a Bruna y a Mentxi. Les chifla cantar y bailar. A veces de una ellas desafina, pero no os diré quién. Los terrier no somos unos chivatos. A mí, como buen Yorkshire, lo que me gusta es oír la radio mientras preparo paquetes de pedidos. Sobre todo, mover la cola al ritmo de los grandes éxitos. A las chicas se les van los pies y tararean melodías. Si a vosotros también os va la marcha musical, os propongo crear instrumentos musicales con mucho ritmo.

Aunque suene complicado, os aseguro que será coser y cantar. Como siempre, os animo a reciclar. Mientras buscáis el material por casa, podéis ir calentando la voz y entonar vuestra canción favorita.  Probando, probando… ¡Vamos allá!

INSTRUMENTOS-MUSICALES-DIY-Blog-de-actividades-Gemser-Libros-Personalizados

Caja de música

Necesitamos una caja, claro. Si es de cartón, aún mejor. Pero también podéis usar un táper, los ingleses como yo lo llamamos tupper. Va bien cualquier recipiente con tapa. Lo rellenamos con un puñado de arroz o de legumbres secas, como garbanzos, judías o lentejas. Depende de lo que encontréis en la despensa. Para añadir sonidos metálicos al instrumento, podéis usar arandelas, clips y objetos metálicos pequeños de escritorio o de la caja de herramientas. Con un poco de cinta adhesiva sellamos la caja para mover el contenido y marcar el ritmo.

Una bolsita de tela también funciona. Seguro que tenéis alguna guardada. En casa, le solemos preguntar a la abuela Mercedes. Ella siempre nos sorprende. Una buena idea también es recuperar alguno de los tesoros que encontrasteis en la playa este verano o recoger piedrecitas en el parque y meterlas en la bolsa. Si son muy pequeñas, es mejor que cosáis la bolsita para que al agitarla no salgan las notas musicales despedidas.

Sonajero de arandelas o una pulsera de cascabeles 

Un palito de polo forrado con un retal de tela o plástico autoadhesivo será la base del sonajero. Cosemos o pegamos arandelas y tuercas pasadas por hilos y obtenemos un instrumento de metal muy auténtico. Unos cascabeles cosidos a una cinta de tela son una opción muy divertida y la podéis utilizar como pulsera para un disfraz de Campanilla.

 

Instrumentos musicales con mucho ritmo - maracas paso a paso - Gemser Libros Personalizados

Maracas artesanas

Si os gustan los yogures, podéis construir unas maracas con mucho “son”. Sólo necesitáis lavar dos recipientes. Con un poco de pegamento y unas cuantas legumbres secas, podréis marcar el ritmo paso a paso.

Ahora ha llegado el momento de agitar vuestros instrumentos y entonar una melodía. ¡Que suene la música, maestro! Yo me vuelvo a mis pedidos. 1, 2, 3…

Panchito

Panchito